Información general sobre lentillas

A qué edad puedo empezar a usar lentillas

Generalmente, a partir de los 9 años. Los niños suelen tener problemas en lo referente a la manipulación de las lentillas. Aunque esto dependerá de la madurez y la motivación del niño o la niña. Sin embargo, existen situaciones excepcionales en las que las gafas nos son una solución adecuada y es necesario adaptar unas lentillas a niños muy pequeños. Normalmente como un medio para prevenir la ambliopía u ojo vago. Aunque esto es algo excepcional, en Medical Óptica Audición llevamos años adaptando lentillas a niños menores de 9 años.
 
Para confirmar si eres un paciente apto para llevar lentillas, debes solicitar una revisión de la salud visual completa. Y es que no todos los pacientes son candidatos a su uso, por diversos motivos.



La higiene personal, la responsabilidad de la persona, la obediencia a los consejos del óptico-optometrista, las condiciones ambientales en el trabajo o en la vida diaria (como personas en contacto con humos, polvo, productos químicos, aire acondicionado o calefacción constante o trabajo con pantallas, entre otros), o el número de horas de uso de las lentillas, son factores que nos permiten saber si es adecuado o no su uso. 

Muchas veces un mal uso de las lentillas, como una mala higiene o más horas de uso del apropiado, puede provocar un rechazo por parte de la persona que las utiliza. Frases como "si yo antes aguantaba con las lentillas todo el día, ahora no las aguanto ni una hora" son claros indicadores de que algo no va bien en el ojo. Está rojo constantemente, llora y pica u otros síntomas. Se ha producido una alteración en la calidad de la lágrima y en el tejido corneal que hace que pueda incluso, en algún momento dado, llegar a no aguantar ninguna lentilla si no se reacciona a tiempo. Por eso es importante siempre consultar cualquier duda con un especialista.