Saltar al contenido

Gafas de sol para niños, desde qué edad

18/09/2019

El verano es una de las épocas en las que los niños y niñas más disfrutan al aire libre: jugando, corriendo, en la playa, en la piscina… y también son los meses en los cuales los índices de radiación ultravioleta alcanzan su máxima intensidad. Al igual que ocurre en la piel, los efectos nocivos de esta radiación se van acumulando con el paso de los años y afecta más aún en el caso de los niños. Por este motivo, el uso de gafas de sol para niños se hace imprescindible si queremos evitar complicaciones de salud visual en el futuro.

“Es importante proteger los ojos de los niños con las gafas de sol”

Es especialmente importante proteger los ojos de los niños y niñas desde temprana edad ya que son más susceptibles a daños en la retina, producidos por los rayos ultravioleta (UV) debido a que su cristalino es casi transparente hasta los 10-12 años. Por otro lado, filtra menos luz, lo que permite que más UV penetren en sus ojos. Según los expertos, casi el 50% de la radiación a la que se exponen nuestros ojos a lo largo de la vida se produce antes de los 18 años, lo que significa que reciben 3 veces más radiación que los adultos.

Según Jaime García Aguado, pediatra de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPAP), miembro del grupo de actividades y de alteraciones visuales en la infancia: “En general conviene ponerles gafas de sol siempre que vayan a tomar el sol de una manera relativamente importante… Más que de la edad, depende de la intensidad de la exposición al sol. Cuando son chiquitines y están en el carrito con un gorro previsiblemente será suficiente”, sostiene el experto.

gafas de sol para niños medical optica

El riesgo de daños en los ojos es acumulativo a lo largo de la vida, por lo que el uso de gafas de sol junior no es una cuestión de moda, sino que es una cuestión de salud.

Es muy importante que las gafas para niños estén adaptadas a las necesidades de los más pequeños de la casa y por supuesto, cumplan el objetivo principal: proteger sus ojos de manera correcta. A continuación, detallamos los puntos a tener en cuenta a la hora de elegir una gafa de sol junior:

  • Lentes: Deben tener filtro para la radiación ultravioleta (UV400).
  • Cristales: Es recomendable un cristal orgánico (policarbonato) porque combina ligereza y resistencia.
  • Homologación: Deben tener certificado CE, es decir, un etiquetado que acredite que cumplen con la normativa europea (garantía de unos mínimos de calidad) que podrás verlo impreso en la montura de la gafa.
  • Filtros: Las gafas de sol infantiles deben contar con filtros de categoría mínima nivel 3, preferentemente en color gris o marrón porque absorben mejor la luz.
  • Accesorios: es recomendable que cuenten con una goma elástica para que su colocación sea más fácil y los pequeños se sientan cómodos en su actividad diaria.
  • Materiales: Fabricadas en materiales flexibles que soportan las caídas.

Por otro lado, hay que tener en cuenta que para actividades en las cuales los niños estén más expuestos a la radiación solar (playa, montaña…) es recomendable el uso de gafas de sol infantiles polarizadas, ya que les proporcionarán protección total contra los rayos UV y visión sin reflejos.

Además de minimizar la incidencia negativa de los rayos UV, las gafas de sol para niños aportan otros beneficios:

●       Son una barrera protectora contra cuerpos extraños que pudieran entrar en los ojos: arena, polvo, polen…

●       Actúan frente a posibles traumatismos.

●       Ayudan a aislar los ojos de la contaminación ambiental.

No olvides…

  • Evitar la exposición al sol de los niños y niñas en las horas en las que los rayos solares UV son más fuertes, de 12:00 a 16:00.
  • No hay que confiarse en los días nublados ya también existe radiación ultravioleta que puede afectar a los ojos de los más pequeños de la casa, por lo que recomendamos el uso de las gafas de sol infantiles también en estos días.
  • El nivel de radiación ultravioleta durante los meses de verano es hasta 3 veces superior que durante el invierno.
  • No debes olvidar las gafas de sol junior cuando salgas con tus hijos, son necesarias para evitar posibles patologías futuras.


Newsletter
Suscríbete a nuestra Newsletter